La arquitectura es el testigo menos sobornable de la historia.

Octavio Paz

Octavio Paz

Profesión: Poeta
Nacionalidad: Mexicano


La arquitectura es el testigo menos sobornable de la historia. Octavio Paz

Sugerencias para ti :

Las revoluciones del siglo XX fueron y son, justamente, el semillero de las democracias. Han sido una cruel respuesta de la historia de las predicciones de Marx: la revolución que acabaría con el Estado no sólo lo ha fortalecido sino que ha creado un grupo social que es, a un tiempo, su criatura y su propietario.

La poesía nos hace tocar lo impalpable y escuchar la marea del silencio cubriendo un paisaje devastado por el insomnio.

El presente es un fruto en el que la vida y la muerte se funden.

Invento el juez, la víctima, el testigo. Tú eres los tres. ¿A quién apelar ahora y con qué argucias destruir al que te acusa?

Amamos a un ser mortal como si fuese inmortal.

La sabiduría no se encuentra ni en lo fijo ni en el cambio, sino en la dialéctica entre los dos.

Erotismo y poesía: el primero es una metáfora de la sexualidad, la segunda una erotización del lenguaje.

Una sociedad se define tanto por cómo acepta su pasado como por su actitud hacia el futuro: sus recuerdos no son menos reveladores que sus objetivos.

La libertad no necesita alas, lo que necesita es echar raíces.

La idea de modernidad está empezando a perder su vitalidad. Está perdiendola porque la modernidad no es una actitud crítica sino una convención aceptada, codificada.

Amar: hacer de un alma un cuerpo, hacer de un cuerpo un alma, hacer un tú de una presencia.

La palabra futuro es una palabra en decadencia.

La protección impartida al matrimonio podría justificarse si la sociedad permitiese de verdad la elección. Puesto que no lo hace, debe aceptarse que el matrimonio no constituye la más alta realización del amor, sino que es una forma jurídica, social y económica que posee fines diversos a los del amor.

Defender a la naturaleza es defender a los hombres.