Los recuerdos son de agua, y a veces nos salen por los ojos.


Los recuerdos son de agua, y a veces nos salen por los ojos.