Las personas somos los amos legítimos del Congreso y los tribunales, no para derrocar la Constitución pero para derrocar a los hombres que pervierten la Constitución.

Abraham Lincoln