La mejor justicia no siempre es la mejor política.

Abraham Lincoln