Ara profundo, mientras que los perezosos duermen; y tendrás maíz, para vender y conservar.

Benjamin Franklin