El Estado es para los hombres y no los hombres para el Estado. Como deber primero del Estado veo la protección del individuo, así como ofrecerle la posibilidad de desarrollar una personalidad creativa.

Albert Einstein