El deber escolar eres tú. No se ve un alumno por ninguna parte.

Franz Kafka