La calma de las aguas profundas, apariencia y nada mas.

José Saramago