Todos los hombres libres, sin importar donde vivan son ciudadanos de Berlín. Y por lo tanto, como hombre libre, me enorgullece las palabras "Ich bin ein Berliner!".

John F. Kennedy