No es suficiente cambiar a los jugadores. Tenemos que cambiar el juego.

Barack Obama