El cliente puede elegir el auto del color que quiera, siempre y cuando sea negro.

Henry Ford