El éxito es el orador más convincente del mundo.

Napoléon Bonaparte