¿Porque pondrá Dios al comienzo lo mejor de toda la vida?

¿Qué es el amor? He conocido en las calles a un joven muy pobre que estaba enamorado. Su sombrero era viejo, su abrigo desgastado, el agua se filtraba dentro de sus zapatos y las estrellas a través de su alma.

Incluso la noche más oscura dará paso a la salida del Sol.

Vivir es como caminar por la cuerda floja, sólo unos pocos mantienen el equilibrio.

La felicidad suprema de la vida es tener la convicción de que somos amados.

¡Cosa curiosa! el primer síntoma del verdadero amor en un joven es la timidez, en una muchacha es la audacia.

¡Todos los actos humanos tienen dos caras!

¡Cuantós han muerto habiendo hecho planes para una larga vida!

¿Por qué aquella desmesurada carreta ocupaba aquel sitio en la calle? Lo primero para obstruirla, y lo segundo para que se acabara de enmohecer. En el viejo orden social hay también una porción de instituciones que ocupan del mismo modo la vía pública, y que tampoco tienen otras razones para estar en ella.

¿Qué es un envidioso? Un ingrato que detesta la luz que le alumbra y le calienta.

En los ojos del joven, arde la llama; en los del viejo, brilla la luz.

¡Vamos, atreveos!, sólo así se logra el progreso.

Los brazos de una madre están hechos de ternura y los niños duermen profundamente en ellos.

¿Popularidad? Eso es la gloria en centavos.

El amor abre el paréntesis, el matrimonio lo cierra.

¿Qué es la historia? Un eco del pasado en el futuro.

La vida es la flor de la que el amor es la miel.

¿Qué pasa con las almas de esos seres que acaban de dejar el seno de Dios cuando se encuentran así desde que nacen pequeñas y desnudas entre los hombres?

El cuerpo no es más que una apariencia que esconde nuestra realidad. La realidad es el alma.

A nadie le faltan fuerzas; lo que a muchísimos les falta es voluntad.

Ten coraje para los grandes dolores de la vida y paciencia para los pequeños; y cuando hayas terminado tus tareas diarias, vete a dormir en paz. Dios está despierto.

¿Cómo fue que sus labios se encontraron? ¿Cómo es que el pájaro canta, que la nieve se funde, que la rosa se abre? Un beso; eso fue todo.

Primero fue necesario civilizar al hombre en su relación con el hombre. Ahora es necesario civilizar al hombre en su relación con la naturaleza y los animales.

¡Querido Dios! Cómo varía la belleza en la naturaleza y en el arte. En una mujer la carne debe ser como el mármol; en una estatua, el mármol debe ser como la carne.

Produce mucha tristeza pensar que la naturaleza habla mientras los humanos no escuchan.

¡Si conocieras las fuerzas de mi amor por ti! Es como el fuego, como plomo derretido; como mil cuchillos en el corazón.

¿Qué es historia? Un eco del pasado en el futuro; un reflejo del futuro en el pasado.

¿Qué son las convulsiones de una ciudad al lado de los motines del alma? El hombre es más profundo que el pueblo.

La dicha suprema de la vida es la convicción de que somos amados, amados por nosotros mismos; mejor dicho amados a pesar de nosotros.

¿Cómo sucedió que sus labios se unieron? ¿Cómo sucede que los pájaros cantan, que la nieve se derrite, que se abre la rosa, que el amanecer aparece detrás de las formas marcadas de los árboles en la cumbre temblorosa de la colina? Un beso, y todo fue dicho.

La suprema felicidad de la vida es saber que eres amado por ti mismo, o más exactamente, a pesar de ti mismo.

El que abre una puerta de la escuela, cierra una prisión.

¿Guerra civil? ¿Qué significa eso? ¿Hay alguna guerra extranjera? No son todas las guerras peleadas entre hombres, entre hermanos?

El síntoma más poderoso de amor es una ternura casi insuperable.

¿Por qué pondrá Dios al comienzo lo mejor de toda la vida?

Cambia de opinión, mantén tus principios; cambia tus hojas, mantén intactas tus raíces.

La excarcelación no es la libertad. Se acaba el presidio, pero no la condena. Esto.

La sonrisa de la mujer amada tiene una claridad que disipa las tinieblas.

Cuanto más pequeño es el corazón, más odio alberga.

Sé cómo el pájaro que, deteniendo su vuelo un rato en ramas demasiado débiles, siente cómo ceden bajo su peso, y sin embargo canta, sabiendo que tiene alas.

A las mujeres les gusta sobre todo salvar a quien las pierde.

Los animales son de Dios. La bestialidad es humana.

Ten valor para las grandes tristezas de la vida y la paciencia para las pequeñas; y cuando hayas hecho tu tarea laboriosa diaria, ve a dormir en paz.

La fuerza más grande de todas las fuerzas es un corazón inocente.

La oscuridad es vertiginosa; el hombre necesita claridad; el que se interna en las tinieblas se siente con el corazón oprimido. Cuando la mirada ve oscura, el espíritu ve turbio.

El hombre tiene el amor por ala, y el deseo por yugo.

Un anciano es tan necesitado de afecto como de sol.

Todos sin excepción tenemos nuestros seres respirables. Si nos faltan, nos falta el aire y nos ahogamos.

Las montañas siempre han hecho la guerra a las llanuras.