Un agudo sentido del humor que le muestra al hombre sus propias ridiculeces, lo mantendrâ alejado de la comisión de todos los pecados, o casi todos, excepto los que vale la pena cometer.

Si en el mundo no hubiera más tontos que pícaros, los pícaros no tendrían de quien aprovecharse para vivir.

La juventud de un arte es, como la juventud de cualquier otra cosa, su más interesante período. Cuando ha llegado al conocimiento del bien y el mal, es más fuerte, pero nos preocupamos menos por él.

La vida es el arte de sacar conclusiones suficientes de premisas insuficientes.

Se ha dicho que el amor por el dinero es la raiz de todos los males. Lo mismo se puede decir de la falta de dinero.

Las máquinas evolucionan y se reproducen a velocidad prodigiosa. Si no les declaramos la guerra a muerte será demasiado tarde para resistirse a su dominio.

La amistad es como el dinero, más fácil de ganar que mantener.

El hombre es el único animal que puede mantenerse en términos amistosos con las víctimas que tiene la intención de comer hasta que se las coma.

Los padres son las últimas personas en la tierra que deberían tener hijos.

La historia del arte es la historia de avivamientos.

La vida es como tocar un solo de violín en público, y aprendiendo a tocar el instrumento mientras que uno lo toca.

Vivir es como amar - toda razón está contra de ello y todo instinto sano.

Los fundamentos o cimientos de la moral son como todos los cimientos; si se profundiza demasiado en torno a ellos, toda la superestructura se viene abajo.

La vida es un largo camino hacia el cansancio.

La vida es como la música; debe ser compuesta por el oído, la sensación y el instinto, no por la regla.

La vida no es una ciencia exacta, es un arte.

La mayoría de las personas nunca ha aprendido que uno de los principales objetivos en la vida es disfrutarla.

Dicen que la prueba de poder literario es si un hombre puede escribir una inscripción. Yo digo, '¿Puede él nombrar un gatito?'

Todas las filosofías, si las llevas a casa, son tonterías, pero algunas son tonterías mayores que otras.

Los mas obstinados suelen ser los más equivocados, como todos los que no han aprendido a dudar.

La vida es el arte de sacar suficientes conclusiones de insuficientes premisas.

Para uno mismo todo el mundo es inmortal; puede que sepa que va a morir, pero nunca puede saber que está muerto.

Basta el instante de un cerrar de ojos para hacer de un hombre pacifico un guerrero.

Los mismos perros que riñen por hueso, cuando no lo tienen juegan juntos.

Las amistades de un hombre son, como su voluntad, invalidadas por el matrimonio, pero también no son menos invalidadas por el matrimonio de sus amigos.

Cuanto más tiempo dura una disputa, más lejos nos hallamos del final.

Los siete pecados capitales: el deseo de dinero, la mala salud, el mal genio, la castidad, los lazos familiares, el saber que se saben cosas y el creer en la religión cristiana.

Dios no puede alterar el pasado, aunque los historiadores sí que pueden.

Siempre existe una discrepancia entre el credo que aparentamos profesar y el que profesamos.

Sr. Tennyson ha dicho que más cosas con las que sueña este mundo son forjadas por la oración, pero sabiamente se refrena de decir si son cosas buenas o malas.

La obra de todo hombre, ya sea literatura, música, fotografía, arquitectura o cualquier otra cosa, siempre es un retrato de sí mismo.

El matrimonio es clara y repetidamente excluido del cielo. ¿Acaso es porque se piensa que probablemente estropea a la felicidad general?