Dios no te va a mirar por tus medallas, títulos o diplomas, sino por tus cicatrices.

No se necesita mucha fuerza para hacer cosas, pero se requiere una gran fuerza para decidir qué hacer.

Dios no te buscará por tus medallas, títulos o diplomas sino por cicatrices.

Haz tu trabajo con todo tu corazón, y tendrás éxito; hay muy poca competencia.

Si tienes salud, probablemente serás feliz, y si tienes salud y felicidad, tienes la riqueza que necesitas, incluso si no es lo único que deseas.

No te tomes la vida demasiado en serio. Nunca saldrás vivo de ella.

Muere, v. : Para dejar de pecar repentinamente.

Decimos que el amor es vida, pero el amor sin esperanza ni fe es una muerte agonizante.

El arte es la manera hermosa de hacer las cosas. La ciencia es la manera efectiva de hacer las cosas. El comercio es la manera económica de hacer las cosas.

La más alta recompensa que Dios nos da por el buen trabajo es la capacidad de hacer el trabajo aún mejor .

La responsabilidad es el precio de la libertad.

Revertir el trato del hombre que han ofendido es mejor que pedir su perdón.

La iglesia salva a los pecadores, pero la ciencia busca detener su fabricación.

No se necesita mucha fuerza para hacer cosas, pero se requiere de gran fuerza para decidir qué hacer.

Nadie necesita más unas vacaciones que el que acaba de tenerlas.

No se tome la vida demasiado en serio; nunca saldrá usted vivo de ella.

El carácter es el resultado de dos cosas: una actitud mental y la forma en que gastamos nuestro tiempo.

Un amigo es aquel que te conoce y te quiere por igual.

Haz tu trabajo con todo tu corazón y tendrás éxito - hay muy poca competencia.

Un conservador es un hombre demasiado cobarde para luchar y demasiado gordo para huir.

Existe algo mucho más escaso, fino y raro que el talento. Es el talento de reconocer a los talentosos.

La línea entre el éxito y el fracaso es tan fina que apenas sabemos cuando la cruzamos: tan fina que a menudo estamos sobre la línea y no lo sabemos.

Una máquina puede hacer el trabajo de cincuenta hombres ordinarios. Ninguna máquina puede hacer el trabajo de un hombre extraordinario.

Un amigo es uno que lo sabe todo de ti y a pesar de ello te quiere.

El optimismo es una especie de estimulante del corazón - el digitalis del fracaso.

Cuántos hombres se han rendido justo en el momento en el que, con un poco más de esfuerzo y un poco más de paciencia, habrían logrado el éxito.

Todo los tiranos han creído en la libertad para sí mismos.

La mejor preparación para un buen trabajo mañana es hacer un buen trabajo hoy.

Nunca te cases en la universidad; es difícil empezar si un empleador potencial descubre que ya has cometido un error.

El gozo inefable de perdonar y ser perdonado forma un éxtasis que bien podría despertar la envidia de los dioses.

Dios no te mirará las medallas, títulos o diplomas, sino las cicatrices.

El miedo obstruye, la fe libera.

El mayor error que una persona puede cometer es tener miedo de cometer un error.

A veces puede ocurrir que un largo debate se convierte en la causa de una larga amistad. Comúnmente, quienes disputan entre sí terminan en acuerdo.

El camino de la civilización está pavimentado con envases de hojalata.

Ruega a Dios que el éxito no venga más rápido de cuando puedas soportarlo.

Un fracaso es un hombre que se ha equivocado, pero no es capaz de sacar provecho de la experiencia.

Un titulo universitario no acorta el tamaño de nuestras orejas: no hace mas que ocultarlo.

Ruega para que el éxito no llegue antes de que lo puedas soportar.

Triste puedo estar solo: para estar alegre, necesito compañía.

El arte no es una cosa; es una forma.

Todo hombre es tonto por lo menos cinco minutos al día, la sabiduría consiste en no rebasar el límite.

La amistad, como crédito, es mayor cuando no se utilice.

Un fracasado es un hombre que ha cometido un error, pero que no es capaz de convertirlo en experiencia.

El poder fluye hacia el hombre que tiene conocimientos.

La democracia tiene por lo menos un mérito, y es que un miembro del Parlamento no puede ser más incompetente que aquellos que le han votado.

La pena uno puede soportarla solo, mas para estar alegre se necesitan dos.

Un poco más de persistencia, un poco más de esfuerzo, y lo que parecía un irremediable fracaso puede resultar en éxito glorioso.

La felicidad de esta vida depende menos de lo que te sucede que en la manera en que lo aceptas.