Soy más del tipo de chica de hacerse-ovillo-con-un-libro-en-una-cómoda-silla-junto-al-fuego.

Me siento presa de un crudo sentimiento de indignación por el pobre, filantrópico, ligeramente jodido de la cabeza, y algo pervertidillo Christian - Anastacia.

Ella es buena para mi oscura, oscura alma.

Morí mil muertes hoy pensando en lo que pudo haber pasado.

La imagen de un poderoso hombre que todavía es un niñito, que fue horriblemente abusado y abandonado, que se siente desmerecedor del amor de su perfecta familia y su mucho menos que perfecta novia… mi niño perdido… me rompe el corazón.

Debería estar prohibido ser tan extraordinariamente guapo.

Dios mío… Me desea. Christian Grey, el dios griego, me desea, y yo lo deseo a él, aquí… ahora, en el ascensor.-Anastasia.

A veces me pregunto si hay algo mal en mí. Quizás he pasado demasiado tiempo en compañía de mis héroes literarios románticos y por lo tanto, mis ideales y expectativas son demasiado altos.

Estoy llorando la pérdida de algo que nunca he tenido. Qué ridículo. Lamentando la pérdida de algo que nunca ha existido… mis esperanzas frustradas, mis sueños frustrados y mis expectativas destrozadas.

Realmente se trata de tener en tu equipo a las personas adecuadas y saber dirigir sus esfuerzos.

Solo cuando la última hoja ha caído, el último árbol ha muerto y el último pez ha sido pescado nos damos cuenta de que el dinero no se come.

Kate me había dicho que era peligroso, y tenía mucha razón. ¿Cómo lo sabía? Es peligroso para mi salud, porque sé que voy a decir que sí. Y una parte de mí no quiere. Una parte de mí quiere gritar y salir corriendo de este cuarto y de todo lo que representa. Me siento muy desorientada.

Por un momento me pregunto si no deberíamos haber celebrado esta reunión en mi despacho, y enseguida la idea me parece ridícula. Solo los necios mezclan el trabajo con el placer. Siempre he mantenido separados los negocios y la vida privada; es una de mis reglas de oro.

¿qué estaría dispuesta a hacer para ser suya?

No creo que pueda aguantar lejos de ti tanto tiempo. Apenas lo consigo ahora.

Recuerdos torturantes destellan a través de mi mente, el planeador, estrechar manos, besar, la bañera, su gentileza, su humor y su oscura, amenazante, sexy mirada. Lo extraño. Han sido cinco días, cinco días de agonía que se han sentido como una eternidad.

Me sorprende mi osadía. ¿Por qué la conversación se pone tan seria? Las cosas no están yendo como pensaba. No puedo creerme que esté mostrándome tan hostil hacia él. Como si él intentara advertirme de algo.

Me he enamorado de alguien que está emocionalmente cerrado, solo saldré herida.

Vale, le afecta, y la pequeña diosa que llevo dentro menea las caderas y baila una samba para celebrar la victoria.

Mi cuero cabelludo pica, como agujas de adrenalina por todo mi cuerpo.

Lo que me ofreces es erótico y sensual, y siento curiosidad, pero también tengo miedo de que me hagas daño, física y emocionalmente.

Concéntrate en aquello que deseas, en el lugar en el que quieres estar.

Tú eres como el gordo de la lotería, la cura para el cáncer y los tres deseos de la lámpara de Aladino, todo al mismo tiempo.

Estás haciendo que se enfade; piensa en todo lo que ha dicho, hasta dónde ha cedido. Miro ceñuda mi reflejo. Necesito poder ser cariñosa con él, entonces quizá él me corresponda.

Este hombre, al que una vez creí un héroe romántico, un caballero de resplandeciente armadura, o el caballero oscuro, como dijo él mismo, no es un héroe, sino un hombre con graves problemas emocionales, y me está arrastrando a su lado oscuro. ¿No podría yo llevarlo hasta la luz?

Omul asta, pe care candva l-am crezut un erou romantic, un brav si stralucitor cavaler alb - sau cavaler negru , dupa spusele lui , Nu e un erou ; e un barbat cu probleme emotionale profunde si grave si ma trage dupa el in intuneric. Chiar nu pot sa-l calauzesc spre lumina?